La relación entre México y Alemania en materia de cooperación internacional tiene una larga y fructífera historia. Por encargo del gobierno alemán, la Cooperación Alemana para el Desarrollo Sustentable (GIZ) colabora conjunto con sus contrapartes mexicana desde 1997 en diversos temas, entre ellos clima, gobernanza, biodiversidad y medio ambiente, entre otros. 

En especial, en el tema de medio ambiente, la cooperación alemana-mexicana se ha consolidado en los últimos años en miras a las energías sustentables, y la adaptación y mitigación del cambio climático en beneficio de las sociedades.

En este sentido, a través de los programas de clima, la GIZ colabora en el desarrollo de capacidades, políticas públicas y otras formas de contribución con las contrapartes mexicanas a favor de la adaptación al cambio climático, mitigación, eficiencia energética y transición energética.

 
Los programas de cooperación trabajan en cinco ejes temáticos de implementación;

• Política Energética
• Política Climática
• Edificios Sustentables
• Financiamiento Verde
• Digitalización, Recuperación, Innovación Empresarial

Los ejes temáticos se refieren a las líneas de coadyuva por los cuales colaboran los programas y proyectos de clima junto con las contrapartes. 

México es considerado un socio global para Alemania y, por ello, su papel es prioritario para los Comitentes Alemanes, entre ellos el Ministerio Federal de Cooperación Económica y Desarrollo (BMZ); el Ministerio Federal de Medio Ambiente, Protección de la Naturaleza, Seguridad Nuclear y Protección al Consumidor (BMUV); y el Ministerio Federal de Economía y Protección del Clima (BMWK), IKI Alliance, y un programa por encargo de NAMA FACILITY. 

Last modified: junio 20, 2022